Cuestión Vinculante nº V1583-08 de Dirección General de Tributos, Subdirección General de IRPF, 28 de Julio de 2008

Fecha de Resolución:28 de Julio de 2008
Emisor:Subdirección General de IRPF
Normativa aplicada:LIRPF Ley 35/2006, Art 68-1-1º ; RIRPF RD 439/2007, Arts. 55-1-1º , 56.
RESUMEN

El consultante tiene la intención de promover la construcción de su vivienda habitual en un terreno propiedad de sus padres. Tiene previsto financiar dicha construcción en parte, invirtiendo las cantidades depositadas en una cuenta vivienda y en parte, mediante un préstamo. La propiedad del terreno en el que se construiría la vivienda sólo se transmitirá al consultante por herencia, al... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO

La deducción por inversión en vivienda habitual se recoge en los artículos 68.1 y 78 de la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, aprobada por la Ley 35/2006, de 28 de noviembre (BOE del 29 de noviembre), en adelante LIRPF, desarrollándose en los artículos 54 a 57 del Reglamento del Impuesto, aprobado por Real Decreto 439/2007, de 30 de marzo (BOE del 31de marzo), en adelante RIRPF, siendo el primero de ellos donde se establece la configuración general de la deducción estableciendo que, con arreglo a determinados requisitos y circunstancias, "los contribuyentes podrán aplicar una deducción por inversión en su vivienda habitual". Dicha deducción se aplicará sobre "las cantidades satisfechas en el período de que se trate por la adquisición o rehabilitación de la vivienda que constituya o vaya a constituir la residencia habitual del contribuyente", "incluidos los gastos originados que hayan corrido a cargo del adquirente". La base de deducción podrá alcanzar los 9.015 euros anuales. En el caso de financiación ajena, podrán incluirse la amortización, los intereses y demás gastos derivados de la misma; los gastos satisfechos mediante financiación ajena serán deducibles a medida que esta se vaya amortizando.

De acuerdo con el artículo 68.1.1º de la LIRPF, la práctica de la deducción requiere la concurrencia en el contribuyente de dos requisitos: adquisición de la vivienda propia y que dicha vivienda constituya o vaya a constituir su residencia habitual.

El criterio que este Centro Directivo viene manteniendo para la aplicación de los beneficios fiscales relacionados con la vivienda habitual del contribuyente, que se adquiere o rehabilita, está ligado a la titularidad del pleno dominio del inmueble, bien sea en su totalidad o en una determinada parte indivisa., en cuanto a la deducción por inversión en vivienda habitual (Consultas 1867-00, V1278-06 o V0845-06).

Por su parte, el artículo 68.1.1º de la LIRPF posibilita la deducción por inversión en vivienda habitual por las cantidades que se depositen en las denominadas cuentas vivienda. En su desarrollo, el artículo 56 del Reglamento del Impuesto, establece las condiciones y requisitos que han de concurrir respecto de dichas cuentas.

En un supuesto de construcción, como aquí sucede, esta se asimila a adquisición de vivienda habitual en los términos dispuestos en el artículo 55.1.1º del RIRPF, cuando el contribuyente satisfaga directamente los gastos derivados de la ejecución de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA